Situado en la  plena sierra de Alcaraz, donde  la  naturaleza nos regala  su  bien mas preciado, el agua,   se  encuentra el  Balneario La  Esperanza, donde desde finales del siglo XIX nos viene ofreciendo aguas  minero-medicinales con propiedades curativas.
Las aguas del Balneario la Esperanza són principalmente bicarbonatadas, sulfatadas y cálcicas, y están principalmente indicadas para procesos reumatológicos, dermatológicos, circulatorios y digestivos.



Sus alrededores, su ambiente tranquilo, sus instalaciones y amplias zonas de paseo lo convierten en un lugar ideal para la cura termal, descanso y relajación.

El Hotel Balneario  La Esperanza, es un hotel de tres estrellas formado por cinco edificaciones unidas entre ellas por pasillos cubiertos acristalados, dispone de sesenta habitaciones dotadas de todas  las  comodidades como: aire acondicionado, calefacción, cuarto de baño completo, televisión, teléfono y wifi.
La mayoría de las habitaciones disponen de amplia terraza individual.


En las zonas comunes encontramos: terrazas, aparcamientos cubiertos, piscina de verano, pista de petanca, gimnasio, peluquería, cafetería, así como salas de televisión y lectura, salón social donde se realizan las actividades socioculturales y amplias zonas de paseo.

A su vez dispone de cafetería y restaurante donde se ofrece menú diario y también comida a la  carta, con platos tradicionales típicos de la región.






Situado en la  plena sierra de Alcaraz, donde  la  naturaleza nos regala  su  bien mas preciado, el agua,   se  encuentra el  Balneario La  Esperanza, donde desde finales del siglo XIX nos viene ofreciendo aguas  minero-medicinales con propiedades curativas.
Las aguas del Balneario la Esperanza són principalmente bicarbonatadas, sulfatadas y cálcicas, y están principalmente indicadas para procesos reumatológicos, dermatológicos, circulatorios y digestivos.



Sus alrededores, su ambiente tranquilo, sus instalaciones y amplias zonas de paseo lo convierten en un lugar ideal para la cura termal, descanso y relajación.

El Hotel Balneario  La Esperanza, es un hotel de tres estrellas formado por cinco edificaciones unidas entre ellas por pasillos cubiertos acristalados, dispone de sesenta habitaciones dotadas de todas  las  comodidades como: aire acondicionado, calefacción, cuarto de baño completo, televisión, teléfono y wifi.
La mayoría de las habitaciones disponen de amplia terraza individual.


En las zonas comunes encontramos: terrazas, aparcamientos cubiertos, piscina de verano, pista de petanca, gimnasio, peluquería, cafetería, así como salas de televisión y lectura, salón social donde se realizan las actividades socioculturales y amplias zonas de paseo.

A su vez dispone de cafetería y restaurante donde se ofrece menú diario y también comida a la  carta, con platos tradicionales típicos de la región.






Las aguas que brotan del manantial baños de la Esperanza vienen siendo utilizadas desde finales del siglo XIX y están analizadas y posteriormente clasificadas por el laboratorio del Dr.Oliver Rodés como aguas minero- medicinales  bicarbonatadas, sulfatadas y cálcicas.

Se caracterizan por ser aguas de mineralización media-baja cuyos componentes mayoritarios son bicarbonatos, sulfatos y calcio, en menor proporción encontramos también hierro, potasio, sílice, floruros, manganeso, aluminio , litio ,estroncio, bario y boro.



Esta composición hace de las aguas del balneario, aguas mineromedicinales de excelente calidad con propiedades curativas  principalmente indicadas para distintas dolencias como reumatismos y dolores articulares, afecciones respiratorias, circulatorias y dermatológicas.

Estas características junto con las técnicas de aplicación, recomendadas y aplicadas por personal cualificado, las convierte en un inmejorable remedio natural tanto para afecciones físicas como para recuperación de relax y buen estado general.

Las técnicas de aplicacion que dispone el balneario de la esperanza son:  Piscina termal, bañera de burbujas e hidromasaje, duchas en columna, ducha circular, pediluvio, maniluvio, ducha afusion, chorro a presión, hidromasaje lumbar y cervical, inhalaciones, baño turco vendas frías, fomentos, parafangos, parafina, ultrasonido, infrarrojos y masajes terapeúticos y  relajantes.